CLASIFICACIÓN



POSICIÓN





VIDEO RÍOS RALLY RAID

rollover



AVENTURA DAKAR

El piloto del equipo es Maximiliano Ríos Quirós (padre), quién ha reconocido en varias oportunidades que hacer el Dakar con un hijo es algo que le da significado a la carrera. Es mucho más que una simple aventura con un navegante profesional o un amigo. Es una empresa familiar, de la cual ellos se preocupan todo el año, tal como de sus relaciones personales, el asado familiar de fin de año y las labores domésticas triviales. El Dakar es como la vida, y en el caso de los Ríos, ese es el significado que toma, que los une en esta aventura, al igual que a las otras familias que compiten juntas, los Latrach, los León, los argentinos D’Agostini, Reginato y Sisterna y los peruanos Ferrand y Mendoza.







CULTURA TURÍSTICA

La camioneta de la familia Ríos cuenta con pocos logos (AutoPro, ProWinch e ICEM) pero destacará en el Dakar además de por su tamaño y presencia por sus decoraciones, que hacen alusión a algunas atracciones turísticas de nuestro país como la Cordillera de los Andes, los cóndores y los Moai de Isla de Pascua.


 



TRAVESÍA DAKAR 2012

No hay nada como vivir el Dakar por dentro. Hay muchos que creen que vivir el Dakar es ver una nota publicada en un sitio como este o leer el diario o ver un par de videos de Robby Gordon.




DAKAR 2012

Ríos padre e hijo corrieron un Dakar 2012 sólido, en el cual sufrieron como se debe pero también completaron todas las etapas en tiempo para terminar en el lugar 63. Solo 82 autos cruzaron la meta en uno de los Dakar más complicados de la historia, incluyendo África. Este año, los Ríos volverán a hacer la aventura en familia: Maximiliano, Maximiliano hijo y su hermano, Rodrigo, competirán en la Toyota Tundra N°379. Eso es inédito para el Dakar entre los equipos latinoamericanos al menos. Y también será increíble para ellos: Los tres integrantes de una misma familia, los tres en la misma aventura por 15 días y 9000 kilómetros de desierto.



CORREDORES


rollover

rollover

rollover



AUSPICIADORES












SÍGUENOS...